Camino con Santiago

Ruta al Toll de L’Esqueix de El Pinetell

Toll de L'Esqueix

El Toll de L’Esqueix es una piscina natural creada por el río Brugent a su altura por El Pinetell. Está en una zona menos frecuentada, pero no por eso menos bonita.

Si quieres huir de las zonas de agua más populares, como els Gorgs de La Febró, el Niu de l’Àliga o el Toll de L’Olla, esta es tu ruta. Además, tiene poca dificultad.

Los pasos más complicados están asegurados con tablones de madera y cuerdas. El punto más delicado es cruzar el propio río a la altura del Toll de L’Esqueix.

Hasta no hace tanto tiempo, se pasaba de un lado a otro a través de un puente colgante. Por desgracia, lleva roto un tiempo y no parece tengan previsto arreglarlo.

¿Buscabas una ruta fácil lejos de las aglomeraciones de los puntos más populares de la Costa Daurada? El Toll de L’Esqueix te está esperando. ¿Te lo vas a perder?

Ficha técnica del Toll de L’Esqueix

Bobby en L’Esqueix

Cómo medir la dificultad

Determinar la dificultad es de por sí una dificultad. La dureza depende de múltiples factores. Por ejemplo, de la condición física, la experiencia y la edad de la persona.

En Camino con Santiago, expresamos la dificultad mediante SENDIF, una metodología que aplica unos criterios homogéneos para analizar los itinerarios a pie.

Dicho sistema considera que la dureza depende, por una parte, del esfuerzo físico requerido y, por otra parte, de la exigencia técnica demandada por el terreno.

El método SENDIF fue creado por la Taula de Camins de l’Alt Pirineo i Aran, un órgano consultivo en materia de caminos y actividades que hacen uso de ellos.

Distancia4,44 km
Desnivel positivo177 m
Duración2 horas
DificultadFácil
Track de la rutaDescargar en Wikiloc

Dificultad técnica

Si la comparamos con el Toll de l’Olla, a pocos kilómetros río Brugent arriba, desde luego el Toll de L’Esqueix es más difícil. La dureza está en sus pasos equipados.

Como podrás ver en las fotografías, existen un par de puntos en los que puedes servirte de una cuerda por lo que pueda pasar. No es imprescindible, pero ahí está.

Como el puente colgante está inservible, deberás cruzar el río Brugent cerca del Toll de L’Esqueix. Presta atención, debajo del puente hay un cruce hecho con piedras.

Te recomiendo que hagas la ruta en el sentido contrario. Así, visitarás por último la Roca del Lloro y te ahorrarás bajar por un paso equipado. Lo tienes en las fotos.

Dificultad física

Las pendientes ni duran mucho ni son muy inclinadas. La propia calculadora de SENDIF clasifica esta ruta en la categoría “fácil”. Vaya, no tienes de qué preocuparte.

Como siempre que visitamos un río, empezamos descendiendo, llaneamos y luego recuperamos el desnivel en la vuelta. Este esquema se repite en el Toll de L’Esqueix.

Para que te hagas una idea, he hecho esta ruta con personas en baja forma. Es verdad que al final acaban cansadas, pero desde luego no es una misión imposible.

Tablón del Toll de L'Esqueix
Cuerda y tablón del Toll de L’Esqueix

Cómo llegar al punto de inicio

Vamos a tener en cuenta que sales del Baix Camp o sus alrededores. Tienes que ir hasta El Pinetell, por lo que primero conduce hasta el interior de La Riba.

Cuando hayas entrado en el municipio, encontrarás la carretera TV-7044. Es la que remonta el valle. Justo en el kilómetro 8, está El Pinetell. ¡No te lo pases!

Entrarás a esta pedanía de Montblanc a través de una zona verde. Pasados los cubos de basura, está la zona de aparcamiento. Desde ahí empieza el sendero.

Cómo llegar al Toll de L’Esqueix

En este caso hay una dificultad: los senderos no tienen nombre propio. Desde el aparcamiento y mirando de frente al pueblo, toma la calle de la derecha.

Sabrás que es esa porque a mano derecha quedan varias casas con jardín. A pocos metros encontrarás un cruce. Gira a mano izquierda y llegarás al sendero.

Pasados unos 15 minutos, verás un palo indicador con una bifurcación. Si tomas el sendero de la izquierda, visitarás la Roca del Lloro. Tiene buenas vistas.

Deshaz el camino y vuelve a la señalización. Ahora sí, ve por camino hasta el Toll de L’Esqueix. Estarás cerca de él cuando veas el tramo equipado con cuerda.

¡Ve con cuidado!

Superado el paso más técnico, yendo a meno derecha, llegarás a una piscina natural. Fíjate que a su izquierda hay unas rocas que dibujan un puente para cruzar.

Cuando lo hayas hecho, caminarás paralelamente al río por un sendero estrecho. En minutos llegarás a un camino más ancho que cruza a la otra orilla.

Lo que queda es fácil, pero va de subida. Te cruzarás un par de veces con el tendido eléctrico. El último tramo de subida es el más complicado, eso sí, dura poco.

Estas indicaciones son para que hagas la ruta en el mismo sentido que yo. Si quieres hacerla más sencillita, se trata de hacerlo todo al revés. ¡Sigue bien el track!

Puntos de interés en el Toll de L’Esqueix

Piscina junto a Toll de L'Esqueix
Piscina junto al Toll de L’Esqueix

El Pinetell

Quizá has pensado que era parte de La Riba, no es así. Es una pedanía de Montblanc. Aunque lo parezca, no está despoblada, cuenta con unos 7 habitantes.

Ya que estás aquí, luego puedes dar un paseo por Farena, uno de los pueblos más bonitos de la Costa Daurada. Está sólo unos kilómetros carretera arriba.

La Roca del Lloro

Desconozco por qué se llama así, sólo sé que tiene unas vistas increíbles. Desde esta altura puedes ver gran parte del valle, incluido el camino de ida y vuelta.

Si miras al horizonte, en dirección a La Riba, divisarás en el horizonte la Torre del Petrol. Como su nombre indica, es una torre que está encima de un monte.

El Toll de L’Esqueix

Es el protagonista de la ruta. Esta piscina natural no tiene nada que envidiar a las que hay río arriba. Me atrevería a decir que es más grande que sus hermanos.

Si quieres acceder a su orilla, deberás hacerlo por el sendero estrecho que va junto al río. No lo intentes por la zona del puente colgante, podría ser peligroso.

Por cierto, existe otra poza junto al Toll de L’Esqueix. Si sigues por el camino que va río arriba, en un par de metros, verás que hay una con un encanto especial.

Fotos del Toll de L’Esqueix

Santi García

Soy Santi, me flipa el gazpacho y mi sueño es visitar el Everest. En Camino con Santiago, comparto rutas, mitos y leyendas de la Costa Dorada.

Dejar comentario

Newsletter